¿Cómo elegir una academia?

A pesar de la educación bilingüe que ofrecen muchos centros educativos hoy en día, sigue teniendo una importancia especial el aprendizaje del inglés. Ofrece la posibilidad de viajar, de conseguir puestos mejores en el entorno laboral y un título de B1 en un segundo idioma sigue siendo un requisito para los estudios universitarios.

Cuando estás pensando en elegir una academia, bien para tí o para tus hijos, hay varios factores a tener en cuenta.

La localización
Ir al inglés no debe suponer un viaje extraordinario que te lleve más tiempo del que empleas en las clases. Sí que puedes alejarte un poco del barrio para encontrar una academia de buena reputación, pero no deberías tener que gastar demasiado tiempo en llegar…si no, en los días de lluvia, o días cuando hay pocas ganas, es fácil encontrar excusas para no acudir a las clases.

La reputación del centro
Como comenté arriba, aunque puede que haya una academia justo al lado de tu casa, a lo mejor esta no va a proporcionarte la mejor oferta educativa. Para ser profesor de inglés se requiere un título oficial, reconocido por todo el mundo y acreditado por los grandes proveedores de material y exámenes para la enseñanza de inglés. Preguntando a la administración por los títulos de sus profesores (un Trinity Certificate in TESOL, un Cambridge CELTA o bien un título académico de la educación española) se puede saber si vas a tener clase con personas cualificadas.

Por otro lado, se puede preguntar si el centro es miembro de alguna asociación del gremio. Por ejemplo, siendo miembro de ACEIA (la Asociación de Centros de Enseñanza de Idiomas en Andalucía) es indicativo de que el centro promueve y le interesa la calidad y el profesionalismo.

Además, como sabemos, las opiniones de la gente en la que confiamos vale mucho: pregunta a los amigos si saben algo del centro.

La oferta académica
Pregunta también por lo que ofrece el centro ya que hoy en día hay varias formas de impartir las clases de inglés y direcciones que un alumno puede tomar en su trayectoria académica. Por ejemplo: ¿utilizan libros? ¿Hay tarea? ¿Los alumnos se dividen por edades o por nivel? ¿Cuántos alumnos hay por clases? ¿Preparan a los alumnos para exámenes oficiales? ¿Cuáles? ¿Ofrecen algún apoyo extra a los alumnos que se inscriben a los exámenes?

Recuerda que no tienes que inscribirte en la primera academia que visites – puedes ir buscando información de varios centros y después elegir el que más te conviene.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *